junio 4, 2023

¿Qué pasa con una cerradura inteligente cuando se va la luz?

En el ámbito de la domótica, las cerraduras inteligentes suelen ser uno de los dispositivos que causan mayor controversia en el mundo de la seguridad y es que aunque suelen ofrecer varias ventajas, algunas personas lo piensan antes de instalarlo en su propiedad. 

Estas dudas se deben principalmente a su funcionalidad, es que muchos usuarios piensan en lo que sucederá en caso de algún problema eléctrico en casa y se va la luz seguramente no funcionara ni el router, ni el enchufe inteligente, pero ¿Qué sucede con la cerradura inteligente? ¿Te dejará en la calle?

Cuidado con el proceso de instalación 

Una de las primeras respuestas que se puede obtener directamente es la forma de instalación, porque existen dos formas de hacerlo: cambiando la cerradura anterior o solo instalando el complemento de ésta siempre que sea posible. 

La segunda opción solo se encarga de añadir una capa más de conectividad a la cerradura, además de ampliar la forma de acceder al hogar pero manteniendo siempre la llave

La segunda forma ofrece una ventaja ante posibles situaciones negativas, ya sea por un problema eléctrico o de otra índole, pero que le permita al usuario utilizarla en estas incidencias. 

Por consiguiente, la instalación de una cerradura inteligente es una excelente opción, siempre y cuando se siga manteniendo la opción de utilizar la llave, este suele ser uno de los consejos más recomendados por los expertos. 

Conectividad y accesos de las cerraduras inteligentes 

La conectividad es un tema que tiene que ver con la cerradura inteligente, esta no se alimenta de la instalación eléctrica, puesto que esta dispone de su propia fuente de energía, por lo que no afectará su potencial en caso de un apagón. 

Las cerraduras inteligentes que funcionan a través de bluetooth se conectaran al teléfono directamente sin importar las condiciones de electricidad de la propiedad, los dispositivos con este tipo de conectividad consumen poca energía. 

Las cerraduras que se conectan a la red wifi si sufrirán ante el apagón, puesto que se cortara la comunicación, sin embargo, se puede conectar a las rutinas del hogar y cerrar la puerta a cierta hora.

En resumen, la idea principal es que los usuarios puedan abrir y cerrar la puerta de diferentes formas, con la aplicación instalada en el móvil o detectando el teléfono a través de paneles táctiles a través de sistemas biométricos, geolocalización o desde la web. 

De igual forma, existe la opción de acceder desde la página web y se considera como un uso de emergencia y en el que tu teléfono no esté disponible porque lo hayas perdido o robado, así como quedarte sin batería. 

Son muchos los problemas que pueden surgir al momento de usar una cerradura inteligente, si ésta se queda sin batería, si dispone de una autonomía elevada, es posible que también pueda fallar el protocolo de conexión, en la mayoría de los casos la documentación del fabricante no siempre detalla la resolución de estos percances. 

Finalmente, lo más recomendable siempre es recurrir al uso de la llave, la página web en caso de emergencia o acudir al soporte técnico de la propiedad.